enlaces mayo 2016

Desde hace muchos años los amigos del colegio hacemos una cena mensual a la que intento asistir siempre que puedo. El mes pasado uno de los puntos de conversación fueron los nativos digitales, y luego el tema derivó a la falta de privacidad en internet. Esta entrada va dedicada a ellos.

Sobre el tema de los nativos digitales, yo tengo claro que no existen. Así de claro. Dominar la cantidad de gadgets que existen actualmente no es cosa fácil, parece que los chavales de hoy día los manejan muy bien pero mi opinion es que es falso. El problema es que la mayoría de los padres los manejan peor. Para profundizar sobre el tema dejo estos enlaces:

Sobre el tema de la privacidad en internet, la conversación iba sobre los anuncios que aparecen en las web que abrimos y de cómo tienen referencia con la información que buscamos previamente en la web. En la conversación comprobé que la mayoría de mis amigos usan un navegador sin ningún tipo de protección, cosa que enlaza con el punto anterior. Así que mi recomendación es: en primer lugar usar Firefox y dejar de lado Chrome y en segundo lugar leer 11 extensiones de Firefox para mejorar tu seguridad online y comenzar a instalar las extensiones que más interesen de las mencionadas en el artículo. Y por supuesto aplicar los principios básicos de seguridad en un ordenador: actualizar continuamente el sistema operativo, no usar una cuenta con derechos de administrador, no instalar software de dudosa procedencia, tener un antivirus instalado y actualizado, y complementarlo con un software de detección de Malware.

Anuncios

el poder de los hábitos

portada-el-poder-de-los-habitos2 He terminado de leer El poder de los hábitos de Charles Duhigg. El libro me ha gustado bastante y recomiendo su lectura. El libro se divide en tres partes:

  • los hábitos de las personas
  • los hábitos de las organizaciones de éxito
  • los hábitos de las sociedades

La primera parte expone que los hábitos se construyen para que el cerebro pueda descansar de tomar decisiones y actue de una manera automática. Los hábitos no se dan únicamente en las personas, también existen en animales, se crean de manera inconsciente y se alojan en la parte más interna y menos evolucionada del cerebro. Un hábito es un bucle de tres elementos: una señal – algo que hace que se desencadene la acción -, una rutina – las acciones que realizamos con el hábit -, y una recompensa que es una sensación de placer o conformidad con lo que acabamos de hacer. El problema de los hábitos es que muchas veces nosotros no decidimos de manera consciente que queremos desarrollar ese hábito sino que lo hacemos de manera inconsciente. Los hábitos son dificilmente erradicables, por lo que el autor aconseja sustituir la rutina por una acción diferente para modificar nuestro comportamiento.

En la segunda parte del libro se aborda el tema de los hábitos en las organizaciones, identificando como hábitos básicos aquellos que tienen más importancia en los negocios y en la vida, y que inician un proceso que con el tiempo pueden cambiar por completo una organización. Las culturas empresariales se desarrollan a partir de hábitos básicos que tiene cada organización, tanto si sus lideres son conscientes como si no lo son. No existen organizaciones sin hábitos, si sus lideres no los crean se crearán de manera autónoma y frecuentemente a raiz de rivalidades o miedos creando situaciones de estabilidad que son como treguas entre facciones encontradas.

La tercera parte del libro habla de los hábitos de las sociedades. Según el autor un movimiento social empieza por los hábitos sociales de la amistad y los fuertes vínculos entre los allegados. Se desarrolla por los hábitos de una comunidad y los vínculos débiles que mantienen unidos a los barrios y los grupos, y perdura porque los líderes del movimiento dan nuevos hábitos a los participantes creando un nuevo sentido de identidad y el sentimiento de pertenecer a algo.

El libro es bueno y me ha resultado ameno, pero al igual que en muchos libros de este tipo le sobran bastantes páginas.